Si tu pasión son los videojuegos, necesitas las herramientas para disfrutar de una experiencia inmersiva. Conoce un seguro que te protege y acompaña mientras juegas.

Una de las frases más representativas en la historia de los videojuegos es dicha cuando Link, el protagonista de la franquicia de juegos de Zelda, está a punto de comenzar su aventura y le dicen: “Es peligroso ir solo”. Posteriormente, le entregan una espada. De igual forma, la protección en el mundo virtual es clave para prevenir riesgos digitales a los que estás expuesto como gamer.

¿Qué hace al gamer?

Según el equipo de soporte experto gamer de Fractalia, empresa de tecnología global especializada en tecnología y comunicaciones, disfrutar de un videojuego no te convierte automáticamente en un gamer. Para considerarte uno de ellos, jugar debe ser tu pasión y tu herramienta para configurar un estilo de vida al que le dedicas tiempo y esfuerzo. Piénsalo de esta forma: si a una persona le gusta jugar fútbol, por ejemplo, este deporte no la define como profesional. Para ello, necesita ser parte de un equipo, practicar todos los días, contar con los elementos necesarios para realizar su actividad e ingresar a una liga profesional en la que pueda avanzar.

Asimismo, para ser gamer debes contar con un grupo de amigos que, al igual que tú, poseen lo que les posibilita incrementar su potencial mientras juegan, como:

  • Computadoras: con tarjetas gráficas potentes y procesadores de gama alta que permitan que los juegos se desarrollen a su máxima capacidad y sin retrasos. Dependiendo del juego, hay tarjetas gráficas más adecuadas. 
  • Teclado: retroiluminado para poder jugar en la oscuridad y con un diseño especial para las teclas W, A, S y D, que son las que más se utilizan para juegos por computadora.
  • Mouse: con los botones a los lados para facilitar las acciones en los juegos de disparo o FPS (first person shooter). 
  • Celulares: con una tarjeta de red más rápida, una aceleradora y una pantalla con mayor gama de colores. También venden adaptadores y periféricos donde se puede ubicar el dispositivo para sostenerlo como un mando de consola y jugar presionando botones en lugar de la pantalla táctil.
  • Una conexión a internet rápida y estable: esto es vital para cualquier juego en línea. Te permite jugar al mismo ritmo que otros jugadores, evitando retrasos en la conexión tuya o de tu equipo.

Estos elementos incrementan tu rendimiento en los videojuegos y te ayudan a vivir una experiencia más inmersiva. No significa que no puedas ser un gamer sin ellos; como en todo deporte o pasión, la habilidad, la práctica y la constancia, son lo más importante.

Riesgos digitales para gamers

Una de las medidas más efectivas para prevenir riesgos en la web es adoptar hábitos saludables de navegación. Por ejemplo: descargar contenidos de sitios confiables. Tanto gamers como otros actores de la red están expuestos a recibir archivos maliciosos cuando descargan contenidos de piratería, como es el caso de los cracks (archivos para habilitar juegos de pago, de forma gratuita, simulando claves de acceso o códigos de instalación) y otros elementos con spam o software dañino, los cuales pueden afectar los computadores.

Pensando en tu seguridad mientras juegas, en SURA creamos la cobertura de soporte para gamers dentro del Seguro de Protección Digital Personas. “Este soporte te acompaña en varios momentos: en la configuración y los ajustes del dispositivo para los videojuegos, la configuración de las cuentas o los usuarios en las plataformas, la conectividad a periféricos adicionales y en la descarga segura y optimización de conexiones a internet”, dice Adiela López, integrante del equipo de Protección Digital de SURA.

En este documento, amplía la información sobre seguridad para gamers. Y para conocer estas y otras coberturas y asistencias que tenemos para ti, ingresa aquí

 

Fecha de publicación: diciembre 1 de 2020.

Puede que los contenidos más antiguos del Blog Seguros SURA no estén actualizados, así que por favor ten en cuenta la fecha de publicación. Gracias por tu comprensión.​