#InteligenciaEmocional  #CompetenciasSociales  #EmocionesSanas
16 junio 2021 Blog Habita

Pensar en los demás para avanzar

Existen muchas habilidades que podemos aprender en la escuela como leer, hacer operaciones de aritmética o incluso conducir un automóvil; pero hay otras que no podemos adquirir en libros de texto o por instrucción externa. Sentir, vivir y fortalecer nuestras emociones, nos aseguran de vivir relaciones sociales que nos protegen y con las que podemos realizar proyectos personales o para aportar al progreso colectivo de nuestra comunidad.

TrabajoEnEquipo, InteligenciaEmocional, CompetenciasSociales

Según un artículo del Consejo General en Psicología de España la empatía es un factor muy importante para nuestra inteligencia emocional. Nos permite tener “la capacidad de comprender los sentimientos ajenos y de ponernos en el lugar del otro”. Somos seres sociales que necesitamos de los demás, de la misma manera que ellos de nosotros. Podemos sobrevivir, alcanzar grandes metas, sobrepasar dificultades y disfrutar mucho más nuestras experiencias cuando estamos acompañados, trabajamos en equipo y procuramos que otras personas se encuentren bien.

¿Cómo estás? Suele ser una pregunta que da fuerza al saludo y que compartimos a diario. Así comienzan muchas de las conversaciones donde podemos escuchar y atender con interés aquello que necesitan los demás, comprender aquello que están viviendo o cómo se las arreglan para realizar sus propios objetivos. ¿Cómo podemos ayudarles? ¿Cómo podemos apoyar su lucha? y en ello, ¿estaremos luchando por algo similar? Preguntarnos por otras personas nos hace ser más empáticos y nos ayuda a fortalecer también nuestra inteligencia emocional.

Cuando somos conscientes de nuestros privilegios, con relación a las dificultades que muchas personas deben enfrentar, somos capaces de ayudar o solidarizarnos con propósitos parecidos a los propios. Podemos aportar a que sea menor la incertidumbre de toda una comunidad al ayudar o participar de acciones colectivas que mejoran nuestra calidad de vida y promueven  prácticas de cooperación para solucionar problemáticas comunes o alcanzar propósitos que benefician a muchas personas y a nuestra propia vida.

Darnos cuenta que nuestros sentimientos, nuestros sueños, nuestras propias dificultades, nuestras luchas y logros son semejantes a los de otras personas, nos impulsa a desear un mundo mucho más solidario, más equitativo y sentirnos acompañados por los demás. Sentir, de algún modo, con la piel de otro.

La Inteligencia Emocional y la empatía, «son un constructo que, según la página especializada psicologia y mente, nos ayuda a entender de qué manera podemos influir de un modo adaptativo e inteligente tanto sobre nuestras emociones como en nuestra interpretación de los estados emocionales de los demás”. Y así, en un mundo que nos reta, en un porvenir que queremos conquistar, podemos avanzar acompañados por la asesoría de especialistas de seguros SURA, que nos orientan a la hora de tomar nuestras decisiones pensando siempre en el bienestar de la comunidad.